Inicio D.F. Alienta el TSJDCMX los litigios por la vía oral

Alienta el TSJDCMX los litigios por la vía oral

80
0
Compartir
Impulso a una nueva cultura de la legalidad

 

*  Su titular, Edgar Elías Azar, subyara la importancia de acciones para consolidar herramientas para esta vía jurídica

 

Por BLAS A. BUENDIA

Especial para Expediente Ultra

El presidente del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México (TSJCDMX), magistrado Edgar Elías Azar, destacó la importancia de llevar a cabo acciones que permitan consolidar las herramientas de la litigación oral, que deben poseer los servidores públicos del sistema de justicia y los abogados, para que cada uno, desde sus respectivos ámbitos, cumpla con su función.

Al encabezar la premiación del Primer Concurso de Oratoria en Derechos Humanos y Género “licenciado José Muñoz Cota”, planteó, asimismo, que el cumplimiento de las garantías de las personas inicia con el debate claro y abierto de ideas, y un amplio y buen sistema de información.

En la Sala de Presidentes María Lavalle Urbina, el magistrado aseveró que con la organización de este tipo de concursos, el TSJCDMX continúa a la vanguardia de los poderes judiciales locales, al impulsar el debate abierto de las ideas que permiten incidir directamente en la actuación de los impartidores de justicia, con lo que se mejora sustancialmente el seguimiento de las observaciones en relación a derechos humanos.

Con la presencia  de la viuda de José Muñoz Cota, primer ganador del Concurso Nacional de Oratoria organizado por El Universal en 1926, Alicia Pérez Salazar; del ministro en retiro de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, Mariano Azuela Güitrón; del director general de El Universal, Juan Francisco Ealy Lanz Duret, y del magistrado Juan Luis González Alcántara Carrancá, Elías Azar recordó que el certamen tuvo la finalidad de posicionar el instrumento de comunicación más valioso que posee el ser humano, además de coadyuvar en el avance del proceso de capacitación sobre derechos y la difusión de la perspectiva de género.

Reiteró, a nombre del Poder Judicial, el compromiso de cumplir con el mandato depositado en éste, en el sentido de impartir justicia de manera pronta y expedita, valorando y protegiendo los derechos humanos de los ciudadanos, y promoviendo políticas judiciales en materia de perspectiva de género.

En el acto se premió con el primer lugar del certamen al estudiante de la Facultad de Estudios Superiores de la Universidad Nacional Autónoma de México campus Aragón, Oscar Solares Hernández; con el segundo, a Angélica del Moral Martínez, empleada adscrita a la Unidad de Supervisión de Medidas Cautelares y Suspensión Condicional del Proceso, y con el tercero a Aldo Morales Zamudio, de la Cuarta Sala Familiar.

El certamen, que estuvo organizado por la Dirección Ejecutiva de Orientación Ciudadana y Derechos Humanos se desarrolló a finales de enero pasado, y tuvo una participación de 26 concursantes.

LA EXPRESIÓN ORAL Y EL LIBRE DEBATE DE IDEAS Y PENSAMIENTOS

Este es el discurso del Presidente Magistrado Édgar Elías Azar:

Es un verdadero gusto poder compartir con ustedes para hablar y disertar con las y los concursantes del Primer Concurso de Oratoria en Derechos Humanos y de Género licenciado José Muñoz Cota, que organizó el Poder Judicial de la Ciudad de México.

El pasado 25 y 26 de enero, nuestro Tribunal Superior y el Consejo de la Judicatura de la Ciudad de México, por conducto de la Dirección Ejecutiva de Orientación y Derechos Humanos, realizaron este primer certamen que tuvo como finalidad la expresión oral y el libre debate de ideas y pensamientos sobre los derechos humanos, y la perspectiva de género posicionando el instrumento de comunicación más valioso, como bien apuntaba nuestra querida maestra (Alicia Pérez Salazar viuda de José Muñoz Cota)… que posee el ser humano, tanto de personas trabajadoras de esta casa de justicia como de estudiantes, académicos, servidores públicos de otras instituciones y abogados litigantes.

Estas acciones nos permiten consolidar las herramientas de litigación oral que deben tener tanto los servidores públicos del sistema de justicia como abogados, que desde diferentes áreas cumplen una función en el ámbito judicial.

Es importante destacar que este concurso provocó un gran interés; participó personal del Poder Judicial de la Ciudad de México desde magistrados, secretarios proyectistas, notificadores, profesoras de los centros de desarrollo infantil, así como personas externas representadas por abogados particulares, estudiantes y trabajadores de diferentes instituciones; 26 personas se dieron cita en nuestras instalaciones para exponer con argumentos y técnicas oratorias su postura frente a los desafíos que representan la defensa y promoción de los derechos humanos.

Podemos asegurar, sin ningún temor a equivocarnos, que el cumplimiento de estos derechos inicia con la posibilidad de dar a conocer un amplio y buen sistema de información, de debate claro y abierto de ideas basados en el derecho humano a la información, y su contraparte el de la garantía de transparencia en los entes de gobierno, dicotomía sustancial para hacer patente el debido proceso, pero sobre todo el juicio justo.

Estas acciones que se proponen e impulsan con el apoyo de nuestra Dirección de Derechos Humanos permiten avanzar en el proceso de capacitación sobre este tema y la difusión de la perspectiva de género.

Sin duda, resulta difícil organizar un concurso en donde todos los contendientes queden satisfechos, conformes con los resultados, pero, sin embargo, siempre hay un ganador, pues es la lógica misma de toda competencia así lo señala.

No obstante, con la presencia de todos ustedes, ratifico que este primer evento, ha resultado, y así lo sentimos nosotros, un éxito, y que los logros obtenidos con la participación de todos rebasaron las expectativas. La experiencia, sin duda, ha sido enriquecedora.

Y esta actividad lo ha hecho propicio, y creado un espacio necesario de intercambio de ideas y discusión sobre el enfoque de derechos humanos y perspectiva de género, tan importantes en estos momentos para el mundo entero.

Felicito a mi querida amiga Blanca Estela del Rosario Zamudio Valdés, consejera de la Judicatura, por su ayuda. A la maestra María Elena Lugo del Castillo (directora ejecutiva de Orientación Ciudadana y Derechos Humanos del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México) por su entusiasmo al organizar este evento.

A mi amigo, el doctor Juan Luis González Alcántara y Carrancá, a Antonio Muñozcano (Eternod), magistrados integrantes de la Cuarta Sala Familiar, por su actividad y el tiempo que invirtieron para este concurso y que gracias a ellos recibieron un buen impulso de este certamen.

Al licenciado Roberto Acosta Galán, magistrado en retiro del Comité Académico (del Instituto de Estudios Judiciales).

Al doctor en Filología Clásica, Eduardo Fernández Fernández, investigador del Instituto de Investigaciones Filológicas de la UNAM, que siempre nos acompañó.

Y así a otras personas como Luis Armando Francisco Yúdico Colín, campeón nacional de Oratoria. Y en especial mención a la maestra Alicia Pérez Salazar, profesora de oratoria y esposa del licenciado José Muñoz Cota, que siempre estuvo presente en el desarrollo de las etapas del concurso avalando la calidad de los participantes y los esfuerzos que hace este Tribunal para difundir la oratoria en la Ciudad de México. Maestra, muchísimas gracias por su presencia y por su ayuda.

Asimismo, reconocemos a Óscar Fernando Solares Hernández, como primer lugar, estudiante de la Facultad de Estudios Superiores Aragón, de la Universidad Nacional Autónoma de México; Angélica del Moral Martínez, segundo lugar, trabajadora adscrita a la Unidad de Supervisión de Medidas Cautelares de este Tribunal; en tercer lugar, a Aldo Enrique Morales Zamudio, trabajador adscrito a la Cuarta Sala Familiar.

Con este Primer Concurso de Oratoria en Derechos Humanos y Género, el tribunal, nuestro Tribunal, se continúa posicionando a la vanguardia de los Poderes judiciales locales, al impulsar debates tan importantes como éste.

A nombre del Tribunal Superior y del Consejo de la Judicatura de nuestra Ciudad de México, reiteramos nuestro compromiso de cumplir con el mandato que la sociedad nos ha depositado, impartiendo justicia de manera pronta y expedita, valorando y protegiendo derechos humanos de sus usuarios; políticas judiciales en materia de perspectiva de género que generen el respeto y la dignificación de todas las personas que vivimos en esta ciudad y de los justiciables que están sometidos a nuestra protestad jurisdiccional. Muchísimas gracias a todos por su atención, su apoyo y su presencia.