Inicio Opinión Capitalismo y Pobreza (2)

Capitalismo y Pobreza (2)

601
0
Los millones de pobre, con un futuro incierto (foto especial)

La Escandalosa Pobreza

Este escrito está basado en la obra de Ludwig Von Mises y lo he adaptado a nuestros tiempos y nuestra realidad mexicana.

 

Rodolfo Sosa Cordero

Por Rodolfo Sosa Cordero

Sí, es escandaloso que en el siglo XXI una buena parte de la población mundial sea pobre, dicen que más de 50 millones de mexicanos. El Banco Mundial afirma que alrededor de 1,200 millones viven con ingresos de menos de 1 USD. Esto supone que una cuarta parte de la humanidad vive en condiciones de precaria subsistencia, sin poder cubrir sus necesidades mínimas de alimentación, también el BM nos informa que si pobreza es «tener hambre, carecer de cobijo y ropa, estar enfermo y no ser atendido, y ser iletrado y no recibir formación», el 46 por ciento de la población mundial padecería estas condiciones ya que 2.800 millones de personas viven con menos de dos dólares diarios. Dos recientes estudios, el informe anual de la FAO y otro elaborado por la ONG Acción contra el Hambre, calculan que unos 800 millones de personas sufren desnutrición, lo que representaría el 13 por ciento de la población mundial.

Pero lo realmente sorprendente, excepcional y novedoso es que la mayor parte de los seres humanos en la actualidad puede vivir con ingresos suficientes para no morir de hambre, enfermedad o frío. ¡Eso es sí que es lo verdaderamente sorprendente!

Porque si tenemos un poquito de honestidad intelectual y revisamos la historia de la humanidad, nos encontramos con que la humanidad a lo largo de su historia, desde las grandes civilizaciones de la antigüedad hasta hace muy poco, era pobre, realmente pobre, la humanidad es por naturaleza inherentemente pobre.

Así ha sido desde hará medio millón de años,  todo el esfuerzo y tiempo de los seres humanos lo ha dedicado a procurarse alimentos, vestidos y un refugio donde vivir, y sólo muy recientemente, hace apenas menos de doscientos años, y en pocos países al principio, una parte de la población empezó a salir al fin de la extrema pobreza y miseria en la que el hombre ha vivido durante 5.000 siglos.

Por tanto, lo novedoso en la historia de la humanidad no es que haya pobres, desde hace medio millón de años la casi totalidad de la humanidad ha vivido en pobreza y en condiciones de subsistencia. No, lo novedoso es que haya una mayoría de seres humanos en que sus ingresos les da para más que alimentarse, vestirse, tener una vivienda con todas las comodidades como agua corriente y caliente, piso no de tierra, electrodomésticos como refrigeración y aún aire acondicionado, y que aún tengan excedentes para el ocio, la cultura, los viajes por placer. Excluyendo a una minoría insignificante de privilegiados que siempre ha existido, la gran conquista de la historia económica del hombre es que la riqueza así entendida haya alcanzado en muy poco tiempo a la mayoría de la población mundial. Y muy especialmente para lo que llamamos países industrializados o capitalistas en donde la proporción de pobres es aún menor.

En la historia de la humanidad ha habido dos acontecimientos que han cambiado totalmente la evolución de su historia. El primero fue la agricultura – ganadería, que le permitió cambiar de ser cazador – recolector, de vivir en cavernas, de ser nómada, a asentarse en algún lugar, cultivar sus alimentos y criar animales para obtener proteínas animales de ellos. Debido a esto existieron las grandes civilizaciones y concentraciones humanas, las ciudades, de la antigüedad: Babilonios, Fenicios, Egipcios,  Griegos, Romanos.

Pero no obstante estos avances, la gente seguía viviendo en condiciones precarias de subsistencia. La expectativa de vida del ser humano, la mayoría no moría por guerras sino por plagas y epidemias. De cada 1,000 niños que nacían morían cerca de 400 antes de cumplir su primer año, la mayoría esto es más de la mitad morían antes de llegar a los siete años: La esperanza de vida era de 25 a 35 años, y muy pocos, llegaban a los 50 años. La humanidad crecía porque las tasas de natalidad eran elevadísimas, siendo muy común familias con más de 10 hijos. Sólo así pudieron pasar de 10 millones en el neolítico antes de empezar con la agricultura a 700 millones estimados para 1750, que es cuando comienza el Capitalismo con la industrialización.

La pobreza crónica de la humanidad comienza a mitigarse con la llegada del segundo gran acontecimiento en la historia de la humanidad: El Capitalismo, incipiente, en la forma de comercio, inversión, contratación por un trabajo, el uso de la fuerza del vapor con máquinas que reemplazan la fuerza muscular de hombres y bestias, el ahorro y la inversión en bienes que son usados para producir bienes, y que por su venta se obtiene una utilidad, denominados los bienes de capital. En una palabra, se empieza a crear riqueza. Y se ha creado en estos últimos 200 años como nunca antes la humanidad pudo hacerlo.

El economista austriaco Ludwig Von Mises resume la evolución en la reducción de la pobreza de la siguiente manera:

“La vida del hombre primitivo era una lucha incesante contra la escasez de los medios de subsistencia brindados por la naturaleza. Sumidos en ese desesperado afán por sobrevivir, sucumbieron muchas personas, familias, tribus y razas enteras. El fantasma del hambre persiguió inexorablemente a nuestros antepasados. La civilización nos ha librado de tal zozobra. Acechan a la vida del hombre peligros innumerables; hay fuerzas naturales incontrolables o, al menos por ahora, ingobernables, que pueden aniquilar de repente la vida humana. Pero la angustia de la muerte por inanición ya no conturba a quienes viven bajo un régimen capitalista. Todo aquel que puede trabajar gana mucho más de lo que exige la mera subsistencia.”

Las ideas del Capitalismo Laissez Faire Llevaron a Industrializar Inglaterra

A mediados del siglo XVIII las condiciones del nivel de vida en Inglaterra no eran mucho más propicias que las del México pre revolucionario. Su tradicional sistema de producción no era apto para cubrir las necesidades de una población creciente. El número de gente para la cual no había cabida en este rígido sistema de paternalismo y tutelaje del gobierno para las empresas crecía con rapidez. No obstante que en aquellos tiempos su población no era ni el diez por ciento de la actual, había varios millones en extrema pobreza. Ni la aristocracia gobernante ni sus súbditos tenían la menor idea de qué es lo que debía hacerse para mejorar las condiciones de las masas. Algo así como lo que ocurre aún hoy en día en México en que pasan gobernante tras gobernante y la masa de pobres persiste básicamente al mismo nivel que siempre.

El gran cambio que en tan sólo unas cuantas décadas hizo de Inglaterra el país más rico y poderoso  fue originado por un grupo de filósofos y economistas. Ellos demolieron por entero la pseudo-filosofía que hasta entonces prevalecía y que era de uso común para el diseño de políticas públicas. Ellos hicieron explotar las fábulas: (1) No es justo ni correcto hacer quebrar a un competidor produciendo bienes mejores y más baratos; (2) Es perverso desviarse de los métodos tradicionales de producción; (3) Que las máquinas que ahorran trabajo humano generan desempleo y son en consecuencia malvadas; (4) Que una de las tareas del gobierno es evitar que los empresarios eficientes y exitosos se vuelvan ricos y proteger a los menos eficientes; (5) Que el restringir la libertad y la iniciativa de los empresarios usando la coerción y/o compulsión es una forma apropiada de procurar el bien común. En breve estos autores expusieron la teoría del libre comercio y de los mercados libres (Laissez Faire). Pavimentando el camino para que las políticas públicas no siguieran obstruyendo los esfuerzos de los hombres de negocio para expandir sus operaciones.

 

 

Cuando nace la moderna industrialización y las mejoras sin precedentes para la población que después trajo no existía ni acumulación de capital ni conocimientos tecnológicos: En Inglaterra como en los demás países occidentales que imitaron la ruta de Inglaterra al capitalismo empezaron con una gran escasez  de capital e insuficiencia tecnológica. En los inicios de la industrialización había la filosofía de la empresa e iniciativas privadas como los generadores del desarrollo, esta ideología logró que el capital se incrementara mediante reinversiones y el know-how tecnológico avanzara y madurara.

En este punto debe enfatizarse debido al desprecio que para éstas políticas económicas tienen los actuales políticos gobernantes  que es total y muy en especial en países atrasados como el nuestro. Los hacedores de políticas públicas creen que industrialización son máquinas, extranjeros, y libros de texto de tecnología. Cuando en la realidad significa libertad económica que es la que crea capital y conocimiento tecnológico.

México Carece de Vocación Capitalista

Veamos ahora México. México no tiene capital debido a que nunca ha adoptado la filosofía capitalista del occidente y en consecuencia no ha eliminado los obstáculos institucionales tradicionales para la libre empresa y la acumulación de capital en gran escala. Sus dos empresas más importantes son del estado, no compiten. Con Miguel Alemán se propició en algo la industrialización pero manteniendo el país cerrado y mono productor de bienes, esto es, si alguien producía algo se cerraba la frontera a la competencia. Sólo monopolios existían en la mayor parte de actividad industrial con muy poca o ninguna competencia, esto se le llama mercantilismo y está muy distante del capitalismo auténtico.

El capitalismo llega a México como una idea extraña, de fuera, extranjerizante,  y nunca hasta la fecha he echado raíces en la población que sigue viendo lo privado con recelo y desconfianza.  El capital pre revolución creó ferrocarriles y fábricas, después de ella se les expropió. Los mexicanos ven con desconfianza no sólo las actividades de los capitalistas extranjeros, sino también con aquellos que se han asociado con ellos “vende patrias” les llaman.

La situación actual es esta: Gracias al TLC se invirtió por extranjeros, puesto que, como apuntamos, no existe capital nacional suficiente ni tecnología, en la industria automotriz, y otros como pantallas planas, pero el sentimiento popular sigue siendo el mismo “nos vienen a explotar” dicen.

Gracias a los adelantos de la medicina provenientes de los países capitalistas la vida promedio del mexicano se ha extendido y la población rápidamente se multiplica y hasta hace muy poco era francamente explosiva. Aun así  hoy es común de ver cientos de miles de madres adolescentes que están de facto condenadas a la pobreza. Las expropiaciones del pasado, así como las actuales, la cancelación del NAIM es en una forma una expropiación, genera desconfianza en la inversión extranjera que temen que sus contratos sean cancelados y sus empresas expropiadas en el futuro mediato esto ha contraído las inversiones de la llamada Reforma Energética y las inversiones en general. No hay confianza ni certeza y así nadie va a invertir. Con el precedente del NAIM ¿Quién garantiza que las empresas petroleras no sean expropiadas una vez que generen utilidades? También la acumulación de capital doméstico es evitada por la hostilidad manifiesta de los gobernantes desde siempre, altos impuestos, actividades económicas vedadas, ausencia de estado de derecho. Si en la reciente negociación del TLC se puso de condición que los tribunales para conflictos serían en EE.UU. ¡Así confían en nuestra justicia contractual!  No menos importante es el corporativismo sindical en particular los extorsionadores del estado. ¿No acabamos de ver el bloqueo de rieles de ferrocarril provocando cuantiosas pérdidas?

Las leyes laborales tienen un gran contenido de ideas marxistas, sus creadores se inspiraron en los ideólogos de la revolución blochevique,  Marx, Trotsky, Lenin, diseñadas contra el malvado capitalista. El reparto de utilidades, es una  muestra de la idea marxista “el capitalista se roba la plusvalía del trabajador”. Así que mejor, el capital busca otros lugares menos agresivos para invertir que México, que es agresivo, muy agresivo con el capitalista local o extranjero.  Es realmente vergonzoso que el capital se dirigió a China no obstante que nosotros tenemos la frontera con los EU.

No es de extrañar que haya tanto pobre, lo que es extraño es que no haya más. Con el régimen actual cuya vocación no es mejorar el nivel de vida, sino aumentar el número de receptores de sus dádivas, ciertamente se puede anticipar que habrá más. Sin ahorro, sin formación de capital, y con un estado agresivo, no puede esperarse nada bueno en el futuro próximo.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here