Inicio Columnas INSEGURIDAD: ¿EN DÓNDE ESTAMOS?

INSEGURIDAD: ¿EN DÓNDE ESTAMOS?

278
0

Tenía tres días que había ocurrido el ataque del crimen organizado a la palapa Los Potros, en Minatitlán, donde 13 personas, incluyendo un bebé, fueron masacradas cuando se celebraba una fiesta de cumpleaños en el lugar. Se trataba del peor hecho delictivo ocurrido durante la joven administración del presidente Andrés Manuel López Obrador.

La matanza, que conmovió al sur de Veracruz y al resto del país, se dio en Viernes Santo, el 19 de abril. Y el mandatario, que ya tenía programada una gira por el estado, se vio obligado a abordar el tema.

Los reporteros, reunidos en su conferencia de prensa del lunes 22 en el puerto de Veracruz, no tenían, no podían tener, otro asunto en la libreta para hacer preguntas al Presidente. “Vamos a acabar con la corrupción, vamos a acabar con la impunidad, va a haber justicia y va a haber paz y va a haber tranquilidad, me canso ganso”, se comprometió López Obrador.

—¿En qué fecha estima usted que habrá una reducción significativa en cuanto a la incidencia de homicidios dolosos a nivel nacional? –le preguntaron.

—Yo creo que esto va ir mejorando mucho, considerablemente, en la medida que se vayan consolidando tres acciones.

“Uno, que se atienda a los jóvenes, para que la delincuencia no se esté alimentando, nutriendo de enganchar a los jóvenes, que los jóvenes tengan garantizado el estudio y el trabajo (…).

“Cuando ya todos los adultos mayores estén recibiendo su pensión, cuando las personas con discapacidad tengan su pensión, cuando todos los estudiantes tengan sus becas, cuando todos los jóvenes tengan trabajo, cuando se esté produciendo más, se estén creando empleos, cuando haya más bienestar, va a bajar la inseguridad(…)”.

—¿Cuándo sería esto, más o menos a partir de qué fecha? –insistió el reportero.

—Yo creo que en seis meses ya van a estar operando todos los programas. Eso es lo más importante de todo…

—¿Seis meses a partir de esta fecha?

—Sí, en este año.

El Presidente retomó las acciones que, a su juicio, propiciarían el descenso de los niveles de inseguridad en un semestre.

“La otra acción es que se va a constituir la Guardia Nacional, no olviden. Lo tengo que recordar porque nuestros adversarios padecen amnesia, de que no había protección para la gente, no había cuerpos de seguridad, no se permitía al Ejército ni a la Marina hacerse cargo de la seguridad pública (…).

“Y lo tercero, por eso les puedo hablar de seis meses, es que ya la autoridad no es el problema(…) No había una línea divisoria entre delincuencia y autoridad”.

Hoy martes falta exactamente una semana para que se cumpla ese plazo autoimpuesto por el gobierno. Quizá en previsión de eso, ayer la conferencia de prensa en Palacio Nacional se dedicó por completo al tema de la inseguridad.

El secretario de Seguridad y Protección Ciudadana, Alfonso Durazo, quien durante el periodo de transición había hablado de lograr en un trienio unos niveles de seguridad comparables con los de la OCDE, dijo ayer que en diez meses y medio se había logrado un “punto de inflexión” respecto de los homicidios dolosos y un “quiebre en la tendencia” en la percepción de la inseguridad.

Pero no había terminado la conferencia en Palacio Nacional cuando la masacre de policías estatales en Michoacán a manos de criminales echó un balde de agua helada sobre el moderado optimismo gubernamental.

Si nos atenemos a los datos sobre homicidio doloso recopilados por la Comisión Nacional de Seguridad, el fin de semana siguiente a la conferencia presidencial en Veracruz (26 al 28 de abril), hubo 227 a nivel nacional; el pasado fin de semana (11 al 13 de octubre) hubo 224. Es decir, lo mismo.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here