Inicio Columnas Mancera: al 2018 porque puedo, porque debo y porque quiero

Mancera: al 2018 porque puedo, porque debo y porque quiero

685
0

Handicap

*Reta al “destino”; ningún gobernador chilango ha llegado en un siglo 

* Morena-PRI- alianza secreta; Duarte intocable para AMLO

*Dos gallos para Edomex: Aarón Urbina (PRI) e Higinio Moreno

Joaquín Herrera

Voy porque he probado que puedo y quiero y debo. Se asume sirviendo más allá de este su sexenio. Palabras más, palabras menos, eso dice Miguel Ángel Mancera sobre su determinación de por qué se sube al ring del 2018.

El desafío es obvio. El es otro gobernante capitalino tentado en el último siglo a pasar de un flanco del Zócalo (el corazón histórico y la placenta del país) al otro flanco o el Palacio del Antiguo Ayuntamiento a Palacio Nacional. Ninguno ha tenido éxito.

La lista de fracasos así -al soñar con La Grande- incluye a Francisco Serrano: fue ejecutado por esbirros de Álvaro Obregón (años 20). A Javier Rojo Gómez (40s) le tocó el destierro (era la ley del “encierro, destierro o entierro” en el cardenismo) o Ernesto Uruchurtu (40,50 y 60s) hasta Carlos Hank (en los 70s) o los tres gobiernos perredistas, de Cárdenas, Lopez Obrador o Marcelo Ebrard, a finales del siglo XX y lo que va de este, con cinco intentos fallidos de Cuauhtémoc Cárdenas y dos de López Obrador.
En ese pantanoso panorama, Mancera se atreve.

Yo peón político de Salinas, ja ja.

MAM soltó la risotada –la única en media hora de diálogo- a la pregunta de Alemán, arrinconándolo: “De vera no se ha reunido con Salinas en lo oscurito?”

Durante tres décadas, el tabasqueño que los mexicanos oyen y ven hasta en la sopa de los spots de hoy, ha usado el nombre del ex presidente (1988.94) como el mismo demonio.
Y mencionar que alguien es su cercano, es un “descontón”, cada vez más desgastado, pero no para la mente de “El Peje”.

Confirma Mancera –ante el micrófono de uno de sus mayores críticos,  Ricardo Alemán, en La Otra Opinión,
que él tiene nexos y dialogo con todos los grupos de poder.
-¿Se ha reunido con Salinas en lo oscurito?
-No que va…Lo vi alguna vez creo que en una boda, en el norte. Nada más.

Puedo, quiero y debo

MAM contesta que –a pregunta del auditorio, de por qué va al ring del 2018- se atiene a su obra sobre la Megaurbe de 20 millones de seres residentes y visitantes.
Cree que puede, quiere y debe. Remontará su merma popular –llegó electo con 67% de votos, 10% más que Cuauhtémoc Cárdenas y casi el doble que AMLO- y acaba con poco más de un tercio de ese nivel hoy.

Y a otro cuestionamiento –no hubo desperdicio de un solo segundo- dijo que “sí tengo los pantalones” para meter en cintura a marchas. A vándalos. Pero que agota al máximo la negociación, antes que la represión.

¿Qué opinará el respetable, arrinconado porque la severidad para el Hoy no Circula, mantiene intocables a mas de dos mil marchas al año?
A Mancera se le resbala y batea la respuesta. Explica que son conflictos generalmente federales.

Sin decirlo, acepta que ha sido afectado por la crisis del esmog. Mermado como tantos de sus antecesores, por el “pecado capital” de la capital, el transporte:

Son como 60 millones de subidas y bajadas al Metro, y 30 modos de transporte en la Megaburbe de entre las más grandes del planeta y 5 millones de automotores rodando día y noche en 60 mil arterias. Estas cada vez menos suficientes.

Mancera cree que dejará a una ciudad menos asfixiada.
Se ufana de torear al enemigo público número uno aquí, el ozono, al que bajo de límite en 50 puntos, para definirlo como contingencia nivel 1.

Muestra, cree, su compromiso por la salud  pública (cuando Pekín la mantiene tres veces más alta) cuando aquí de eso depende la aceptación del respetable.
El político que más ha llegado a odiar el citadino con automóvil en los últimos tiempos, explica lo “fácil” que sería desentenderse de ese reto, con tal de mantener su “rating” pero cree que con todo lo impopular, del Hoy no Circula, es la medicina amarga que le dará la razón, más pronto que tarde.

Tolerancias clientelar ¿hasta el exceso?

El hombre del día (para bien o para mal) en la Ciudad de México,  que “solo genera marchas, políticos y noticias”, dicen críticos hartos, se asume pararrayos de todo sinsabor aquí.
Mancera insiste en la tolerancia hasta el exceso a marchas, a “chimeneas rodantes”, el “pecado capital”. Prefiere la  negociación a la confrontación. Para sus críticos, esa es el talón de Aquiles de esta ciudad, que incluso acaba con fuentes de trabajo, no solo infarta hígados y estresa a millones de chilangos.
Apunta que dejará un Metro que dejará de ser la bomba de tiempo que recibió –como explicó a su manera-; por lo pronto anuncia de 2 o 3 trenes más cada mes para poner a circular buena parte de los 105 que se renuevan en talleres propios.

En pleno torneo de políticos –México está envuelto en la elección doce gobernadores, comicios que son la última aduana a las presidenciales de 2018- Mancera ha hecho mancuerna con figuras que llegaron al poder como “independientes”. Entre ellas,  Jaime Fernández, El Bronco, de Nuevo León y con el alcalde de Guadalajara, Enrique Alfaro,  para “exportar” su programa reina, “Médico en tu casa”  (que Omar Fayad ensayó años antes en todo Hidalgo) para la capital neolonesa y la jalisciense, así como programas contra el esmog, que comienzan a doblegar a esas metrópolis, en el norte y oeste mexicano.
Extrañamente Mancera no habló de la reforma política –que el PRD asumió como suya, aunque estuvo en el pandero desde casi todo el siglo XX- ni tocó qué partido lo propondría.

MAM se suma a las presidenciales cuando aparece lejano a los punteros, entre ellos al menos media docena de priistas que encabeza Miguel Ángel Osorio Chong, en el PRI y otro buen número de panistas, que incluye a su líder, Ricardo Anaya, a la ex primera dama, Margarita Zavala y al gobernador poblano, Rafael Moreno Valle Rosas. En el PRD, dos gobernadores, Graco Ramírez (Morelos) y hasta el propio líder del partido, Agustín Basave, se sienten presidenciables. ¿Por qué Mancera no?

La batalla por el 2018, parece que comenzará a sacar la cabeza en serio, a partir de este autodestape.

Tips Tips  Tips

Ya hay una explicación, de por qué Morena se ha levantado de la lona en Veracruz –caso único- donde se ha acercado a los tres primeros lugares en intenciones del voto. Se supone que es parte de un acuerdo de una alianza de AMLO…con el PRI. Este no le meterá el pie a cambio de dejaren paz al gobernador mas odioso del tricolor hoy, según Rogelio Francio. Este, líder del PRD jarocho, así explica el rezago de su partido en tierras jacarandosas a las que tanto cantó Agustín Lara…Si usted no le cree, nadie lo culpará. Pero ¿se ha preguntado por qué Javier Duarte habría de hacer secretario de educación al hermano de AMLO?
No hace mucho, Arturo López Obrador, aún le criticaba al eterno aspirante presidencial… “No todos pensamos como tú”. Lo llamaba dictador.

Arturo López Obrador. FOTO: CUARTOSCURO
Arturo López Obrador. FOTO: CUARTOSCURO

Y, claro, Andrés Manuel lamentó las acusaciones. El líder de Morena, sin embargo, lo acusó de estar “del lado de los corruptos”, por apoyar al candidato del PRIHéctor Yunes Landa. Pero “casualmente, AMLO jamás toca al gobernador jarocho, ni con el pétalo de un “Cállate Chachalaca” o lo señala como parte de “la mafia del poder” pero sí a los enemigos de

Duarte y de Morena, la alianza PAN-PRD. La que encabeza Miguel Ángel Yunes…En el discurso de López Obrador, no existe Duarte a quien señalar como parte de la “Mafia del Poder”, como se vio en las cinco visitas a territorio veracruzano… TIPS, TIPS, TPS– Nehualcóyotl está por concluir su festejo de 30 días (iniciado el 20 de abril) por el 53 aniversario de su erección como municipio por Gustavo Baz; años después, Carlos Hank le dio su segundo acta de nacimiento, como Ciudad Nezahualcóyotl. La ignorancia o mezquindad o ambas, impidieron al alcalde (perredista) incluir entre invitados a los festejos a descendientes del doctor Bas o de El Profe Hank.

Nobleza obliga. Pero en año preelectoral para la sucesión de Eruviel Ávila, en 2017, no. Es más urgente proyectar a los alcaldes estrella de las izquierdas, Higinio Moreno, de Texcoco (el más rico de la entidad, solo superado por el priista, Aarón Urbina, de Tecámac) que juntan propiedades por mil millones de pesos entre bienes.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here