Inicio País Pensionados demandan iniciativa para reestatizar los fondos de las AFORES

Pensionados demandan iniciativa para reestatizar los fondos de las AFORES

1011
0
Foto especial

 

Especial para Expediente Ultra

 

Por Carlos Magariño Luévano y  Jorge Herrera Ireta

 

(Presidente y Vicepresidente de la Confederación de

Jubilados, Pensionados y Adultos Mayores de la

República Mexicana, A.C)

 

Existe el riesgo de que las nuevas generaciones

accedan a pensiones miserables, advierten

 

Vivimos una terrible ofensiva reaccionaria contra las conquistas históricas de los trabajadores mexicanos, por ello estamos urgidos de actuar en estricto sentido de defensa propia. Nuestra sociedad vive la imposición autoritaria de un nuevo modelo de  país, que no de nación, donde no cabemos los trabajadores. Se nos gobierna como desde una gran gerencia de empresa, donde sólo cabe la acumulación especulativa de riqueza por sobre toda otra actividad social, productiva o cultural.

Este proyecto neoliberal de las elites oligárquicas mexicanas y trasnacionales, buscan culminar una larga labor de retroceso iniciada hace más de 30 años, con la llegada y consolidación de los gobiernos tecnócratas y neoliberales. Para ellos todo lo surgido y alcanzado después de la Revolución Mexicana debe ser demolido por disfuncional con la gran acumulación de capital.

El nacionalismo es visto como lastre y estorbo. Las sólidas estructuras de una economía mixta que permitía al estado mexicano conducir la economía y la política mexicanas, que dieron lugar a un fuerte estado de bienestar hoy se descalifica con desprecio, otorgando al mercado y a las trasnacionales el mando de las grandes decisiones nacionales. El sueño de la rancia reacción mexicana poco a poco se va imponiendo, dejando su doloroso lastre de pobreza, sufrimiento, entreguismo y represión.

Los derechos son difundidos y deformados a los ojos de la opinión pública como verdaderos privilegios. Los valiosos contratos colectivos de trabajo de importantes gremios, como petroleros, electricistas, Seguro Social, etc., producto de décadas de lucha obrera y social fueron sufriendo un proceso de aislamiento, producto del abandono del papel tutor del estado de los derechos de los trabajadores, donde la clase obrera ha sido orillada a padecer la pérdida de todos sus derechos.

Contratos colectivos de protección patronal inundan las relaciones laborales en México. La represión y los bajos salarios es la realidad de millones de trabajadores. La informalidad, el outsourcing, la desprotección social y laboral han hecho que a los ojos de muchos, nuestros contratos y conquistas se traten de exhibir como privilegios.

Una reaccionaria campaña de odio de clase se desplegó contra los electricistas del SME y hoy se lanza contra el magisterio y ya se vislumbra otra contra los trabajadores de la salud. Estas perversas herramientas son parte de la ideología autodenigrante de la derecha, que igual ha renegado de Hidalgo, de Morelos, de Juárez y hoy ensalza al represivo y entreguista Porfirio Díaz.

Este fracasado proyecto neoliberal no paró en los obreros y trabajadores de la ciudad, ya que llevaron a cabo el desmantelamiento del campo y el abandono a los campesinos y ejidos, obligando a millones de compatriotas a emigrar al norte, como única alternativa, y en su lugar nos invadió la plaga del narco que hoy por hoy es un componente del poder político en México, donde el narco gobierno ya es un pesado y doloroso hecho, Ayotzinapa es la evidencia más cruel.

Siguieron con la destrucción de las bases solidarias de la seguridad social mexicana, para reducirla a sistemas de ahorro individual para beneficiar a los grandes centros financieros especulativos. Al capital bancario le otorgaron grandes y masivos recursos para engrosar sus negocios mientras a los trabajadores nos condenaron a perder la expectativa de una jubilación digna y encumbraron el individualismo contra los anteriores principios de solidaridad de clase e intergeneracional. Las actuales generaciones sólo pueden aspirar a pensiones miserables, esto es inaceptable en un ambiente de acumulación escandalosa de la riqueza en unas cuantas manos. Estos “logros” neoliberales nos han convertido en uno de los países más desiguales e injustos del mundo.

Contra el patrimonio de la Nación iniciaron una larga lucha de desmantelamiento de la industria energética mexicana, PEMEX, CFE y LUZ Y FUERZA DEL CENTRO, fueron y son víctimas de un continuo desmantelamiento que ha desaparecido a la última y a las otras dos las tiene ya en el camino de su segura desaparición en el mediano plazo.

El IMSS Y EL ISSSTE, han sufrido igualmente una lenta y corrosiva erosión, debido a la pérdida de los empleos formales, que han dejado de aportar sus cuotas, y las reformas han librado a las clases patronales de sus aportaciones, disminuyéndolas continuamente para “estimular la inversión”, cuestión que nunca ha sucedido. El deterioro en la atención a la salud de nuestras familias trabajadoras ha sido el costo que hemos pagado por este modelo económico neoliberal.

En lo relativo al manejo privado del nuevo sistema de pensiones, según la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (CONSAR), de las 53 millones de cuentas individuales registradas en las AFORES, éstas tienen un saldo equivalente a 14 por ciento del Producto Interno Bruto, es decir 2 billones 500 mil millones de pesos. Parte importante de los ahorros de los trabajadores se han colocado en papeles de deuda del gobierno federal para el pago, por ejemplo, del quebranto carretero y otros instrumentos con fines de regulación monetaria, contraviniendo lo que la misma ley dispone en materia de inversiones.

Siguieron la reforma laboral, la educativa y coronaron sus terribles daños a la nación y a los trabajadores con la entrega total de nuestros recursos y riquezas energéticas, lo que vino a destruir el pacto social mexicano para ofrecer a unas cuantas manos riquezas antes  resguardadas en el artículo 27 constitucional.

Los artículos claves del consenso constitucional mexicano han sido arrasados, el artículo 3º., el 123 y el 27 fueron objeto del odio y conservadurismo de la derecha mexicana que hoy nos gobierna.

Hoy pretenden confundirnos con una nueva zanahoria: la universalidad de las pensiones y la salud, a costa de destruir los logros de la seguridad social solidaria, rebajando la atención a los trabajadores, librando a los patrones de sus obligaciones constitucionales, en lugar de elevar la atención a la población que hoy no tiene acceso a ello. Ya es un escándalo nacional la decisión del IMSS de deshacerse de sus obligaciones en el trato de una enfermedad muy extendida entre los mexicanos: la diabetes mellitus.

Igual manejo pueden sufrir las jubilaciones y pensiones, donde el manejo público y antiobrero que acostumbran, busque rebajar nuestras conquistas, con el pretexto del ahora de moda IGUALITARISMO EMPOBRECEDOR, mientras con la otra mano se continúa con un sistema económico y social que enriquece cada vez más a unos cuantos y empobrece a la mayoría, y todavía para abundar, entrega la soberanía a manos trasnacionales.

Por todas estas razones LA CONFEDERACIÓN NACIONAL DE JUBILADOS Y PENSIONADOS Y ADULTOS MAYORES resolvimos en un reciente Foro EN DEFENSA DE LA SEGURIDAD SOCIAL SOLIDARIA Y  DE LAS JUBILACIONES Y PENSIONES,  LOS SIGUIENTES RESOLUTIVOS:

  1. ELABORAR Y PROMOVER UNA INICIATIVA DE LEY PARA REESTATIZAR LOS FONDOS DE LAS AFORES, PARA QUE SU RENTABILIDAD SIRVA A LA SOCIEDAD Y NO A UNAS CUANTAS MANOS, LA MAYORIA DE ELLAS INCLUSO EXTRANJERAS.
  2. LOS GRANDES CAPITALISTAS, Y LOS GRANDES POLÍTICOS Y EXFUNCIONARIOS, QUE YA SON LA MISMA COSA, TOMAN NUESTROS FONDOS PARA FINANCIAR SUS PROYECTOS DE NEGOCIO, DE LOS CUALES ELLOS SE BENEFICIAN Y CUANDO HAY PÉRDIDAS SÓLO PERDEMOS NOSOTROS: EXIGIMOS CUENTAS CLARAS DEMANDAMOS  QUE SE HAGA UNA AUDITORIA CIUDADANA VINCULANTE.
  3. PRONUNCIARNOS EN DEFENSA DE LA SEGURIDAD SOCIAL SOLIDARIA, DE LAS JUBILACIONES Y PENSIONES Y EN CONTRA DEL ENGAÑO DE LA PENSIÓN UNIVERSAL Y EL NUEVO “SEGUROTE” POPULAR Y NO A LA FALSA UNIVERSALIZACIÓN DE LA SEGURIDAD SOCIAL DE LOS NEOLIBERALES.
  4. NUESTRO APOYO IRRESTRICTO A LOS TRABAJADORES Y SECTORES EN LUCHA POR LO QUE DEMANDAMOS LA SOLUCION A LOS CONFLICTOS DE: MEXICANA DE AVIACION, EL MAGISTERIO, PETROLEROS EN LUCHA, EL SINDICATO MEXICANO DE ELECTRICISTAS Y LOS POBLADORES DE XOCHICUAUTLA, ESTADO DE MÉXICO.
  5. LLAMAMOS A CONSTRUIR SIN DISTINCIÓN ALGUNA, UNA ORGANIZACIÓN COMÚN EN DONDE QUEPAMOS TODOS: LAS ASOCIACIONES, LOS CONSEJOS, LAS FEDERACIONES, LAS CONFEDERACIONES, ETC. UN FRENTE AMPLIO NACIONAL DE JUBILADOS Y PENSIONADOS Y ADULTOS MAYORES.

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here