Inicio Opinión ROSARIO ROBLES; DEL CCH A LAS JOYAS TIFFANY GRACIAS A CARLOS...

ROSARIO ROBLES; DEL CCH A LAS JOYAS TIFFANY GRACIAS A CARLOS SALINAS

1275
0
Su sonrisa esconde ambición y perfidia

 

*  La señora “RR”, es ejemplo del consumado trapecismo político que le permitió brincar de sus humildes orígenes ceceacheros  a Jefa del gobierno capitalino y mutar su aparente ideología de izquierda por el pragmatismo priísta; ahora, como parte del poder, hasta sueña con la Presidencia

 

Por BLAS A. BUENDÍA

Especial para Expediente Ultra

En el libro RÉPLICA que le fue escrito a su amante el argentino CARLOS AGUSTÍN AHUMADA KUTZ -como una defensa a ultranza política-, contiene la estructura en que Rosario Robles (RR) logró amasar fortuna y capital político al convencer al GRAN PADRINO DE MÉXICO, CARLOS SALINAS DE GORTARI (CSG), ya que si bien fueron copartícipes junto con EL JEFE DIEGO (Fernández de Cevallos) en los video-escándalos de René Juvenal Bejarano Martínez, y con el pasado histórico de RR de haber dejado en bancarrota al PRD, CSG le dio protección y hasta inmunidad política para integrarla al equipo de Enrique Peña Nieto, para supuestamente enriquecer la “pluralidad” de su gobierno.

De lo contrario, RR -trapecista del sistema-, no sería nada más que una ciudadana común y corriente, de esas tantas mujeres que deambulan por la Ciudad de México, si no hubiera tenido la bendición de Carlos Salinas de Gortari; o bien,  impartiendo cátedra de Economía en la UNAM –no olvidar sus humildes orígenes ceceacheros– en cuyas “islas”, cuando fue estudiante, se reventaba con sus cuates, chupando y fumando hasta mariguana; o vivir en el extranjero como muchos otros políticos huyen “espantados” luego de cometer sus fechorías AL POR MAYOR. (Léase el cinismo del ex gobernador veracruzano, Javier Duarte de Ochoa).

Nula táctica ha tenido la Dama de las Piernas Doradas, para tratar a periodistas críticos -es el caso de haber agredido con gritos vulgares a Lourdes Mendoza, en el marco de la boda del gobernador del Edomex, Eruviel Ávila Villega-, todo por sentirse una mujer adinerada, llena de joyas y de lujos que nunca hubiera pensado gozar, si no hubiera sido por el apoyo que le brindó el ex presidente Salinas quien por cierto, en el libro RÉPLICA, se revela con lujo de detalle, cuando le “impuso” una banda presidencial a la señora de la doble R. Una anécdota que muchos críticos recuerdan esa coyuntura que se dio al explotar su sonrisita cautivadora.

Se trata de una dama que gusta del glamour y  a la que las perlas Tiffany, se le hacen poca cosa cuando en sus ayeres apenas y juntaba para el boleto le Metro. Siendo  estudiante universitaria, gustaba del reventón. Al paso del tiempo, al ir madurando tanto física como mentalmente, logró conocer a la perfección cuáles eran sus atributos para conquistar a los hombres con patético sentido siniestramente ludita.

Su ascenso al poder bajo el manto protector de Salinas

Una sonrisa, cuando menos, ha sido su pasaporte para escalar peldaños no sólo en su vida sino particularmente en el ambiente político del país que, metafórica pero dramáticamente, una  flor cayó en el pantano de un terreno de fangosa corrupción.

Si bien entre los perredistas la acusaron en su momento ante la debacle de su amante incómodo, en el sentido más peyorativo para una mujer, Rosario Robles había confesado tener “las manos limpias” cuando dejó en bancarrota al PRD, le complementaron a detalle la frase… Efectivamente, sí que se fue con las manos limpias pero “con las nalgas ahumadas”, por aquello que fue pareja sentimental del pillo Carlos Ahumada.

Ha practicado la  ludopatía, es decir, se  dejó dominar por el juego del poder de forma irresistible y compulsiva, hasta este momento que se siente hasta “presidenciable”; de quien tuvo un amante argentino millonario convertido en dizque  preso político…; una mujer cegada por los dólares que aún suspira: “¡Mi vagina está encabronada!”…; dualidades esquemáticas de una fémina ambiciosamente corrompida; ¡Entérese como una dama destruyó el “noble” proyecto político del PRD!, a través del libro ROSARIO ROBLES, PROTOTIPO DE INSACIABLE CORRUPCIÓN.

Lourdes Mendoza es una periodista que colabora en el diario Reforma y en TV Azteca, por lo que el 14 de febrero de 2017 publicó el artículo “Durmiendo con el Enemigo”, en el que decía que “nadie se explica cómo EPN tiene de encargada en el Edomex a Rosario Robles, ya que en todos los estados en los que opera ha perdido, siendo además la única del círculo del presidente que no tiene mérito alguno”. No solo en las páginas de Reforma criticó la periodista a la secretaria de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano, también lo hizo en Twitter.

RR no dejará de ser ese PROTOTIPO DE INSACIABLE CORRUPCIÓN del que  surgió ese otro tema para  un nuevo libro crítico -aún inédito-  de doña María del Rosario Robes Berlanga, a quien le cayó del cielo la fortuna política, económica y hasta financiera, aun no tienen su dramático final.

En “Rosario Robles, Prototipo de INSACIABLE Corrupción” y/o “Una Flor en el Pantano”, se narra la truculenta vida política y las trapacerías de quien fuera Jefa de Gobierno de la Ciudad de México.

Lo cierto es que si El Peje llegara a convertirse en Presidente de la República, seguramente infinidad de políticos huirían del país a pedir ASILO POLÍTICO, y la cadena y cacería de políticos deshonestos se daría en un escenario dantesco criminal -peor aún con el que se da entre los cárteles del narcotráfico-, porque entraría en una férrea espiral saturada de conspiración y lucha de fuerzas poderosas de todas las Mafias del Poder, como la OFICIAL; la de la izquierda del peje-sedicioso-rebelde; la izquierda “oficial” de Alejandra Barrales; la de los parásitos partidos “satélites” afines a poderosos institutos políticos; el de la derecha de Ricardo Anaya; y hasta el de la propia Iglesia católica del Cardenal Norberto Rivera Carrera; las del dinero-poder de Carlos Slim Helú. Finalmente, MAFIAS DEL PODER, que controlan y manipulan el Poder Judicial locales y federal de México.

Para muchos agentes de alto poder políticos, insisten en obstaculizar a López Obrador para que no llegue a ocupar la silla presidencial de Palacio Nacional –porque corre el rumor entre las bases del pueblo-, antes “se” lo “cafetean”; porque -afirman- representa un peligro para la propia estructura corrupta y sanguinaria de las MAFIA DEL PODER oficial y la de los multimillonarios.

Haciendo remembranza, la historia marca el asesinato de Luis Donaldo Colosio (1950-1994), candidato a la Presidencia de la República por el Partido Revolucionario Institucional, ocurrido el miércoles 23 de marzo de 1994, a las 5:12 de la tarde, hora del Pacífico, 7:12 hora de la Ciudad de México. En la víspera, el país entero, convulsionado y estupefacto, ya daba crédito cuál era el futuro y destino de la vida de Colosio, porque entre la vox populi, aún persiste la idea que quien lo mandó a matar, “no tenía ni un pelo de tonto”, por órdenes del poder capitalista.

Según Wikipedia, la muerte de Colosio se considera el primer magnicidio cometido en México desde el asesinato de Álvaro Obregón del 17 de julio de 1928 (se cumplieron 89 años), por el enrarecido ambiente político en el que sucedió, además de los errores, omisiones y desatinos que se cometieron en el curso de la investigación; este caso generó grandes sospechas e incredulidad entre la población.

Entre la opinión popular prevalece la consigna de que se trató de un complot orquestado y dirigido en el seno del propio PRI; ordenado directamente por el entonces Presidente de México Carlos Salinas de Gortari, a través de su jefe de asesores, José María Córdoba Montoya.

El politólogo Jorge G. Castañeda revela las acciones siniestras de la maquinación. De labios de Manlio Fabio Beltrones, éste afirmó que en una cena con Colosio, en septiembre de 1993, le había jurado: «Si yo llego (a la Presidencia) Córdoba no sólo no va a tener lugar en mi gobierno, sino tampoco en el país».

También es pertinente recordar que pocos días después del magnicidio, sin explicación alguna, Salinas lo removió de manera fulminante de la jefatura de su gabinete y lo envió al extranjero, como representante de México ante el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

El último fiscal del caso, Luis Raúl González Pérez, sin embargo, estableció que “no existen evidencias sólidas para señalar a nadie más que Mario Aburto Martínez como único autor ‘intelectual’ y ejecutor del crimen, y por ello el gobierno considera ‘cerrado’ el caso desde el año 2000”.

El polémico discurso de Colosio que marcaba un parteaguas en la ruptura del “sistema”, pronunciado el 6 de marzo de 1994 en el Monumento de la Revolución, esa esperanza quedó trunca por manos infaustas que evitaron que Luis Donaldo -que era para ese entonces el único político que hubiera podido cambiar al país-, aún se le recuerda con dolo de nostalgia, la fuerza perenne de imponer y vencer a ese monstruo de las mil cabezas llamada MAFIA DEL PODER, omnipotente, todopoderoso, “soberano” e irresistiblemente supremo.

«Yo veo un México con hambre y sed de justicia…», con ese talento visionario, el político sonorense firmó su sentencia de muerte.

Necesario recordar que EL PODER no se presta, sino se ejerce a como dé lugar.

De ahí provienen muchas acciones nefastas para crear un estatus antijurídico para romper la estructura del bienestar de la nación, «yo veo un México con hambre y sed de justicia…», como lo manifestara el malogrado Colosio, será recordado por siempre.