Inicio Columnas LOS ERRORES ORTOGRÁFICOS Y LEGALES DE RICARDO BAPTISTA Y SU EQUIPO

LOS ERRORES ORTOGRÁFICOS Y LEGALES DE RICARDO BAPTISTA Y SU EQUIPO

473
0

*  El líder del Congreso de Hidalgo insiste en ignorar los canales legales de interlocución con el gobierno del estado, y su área de Comunicación Social emite a diario boletines con marcados errores ortográficos

Por Antonio Ortigoza Vázquez/@ortigoza2010

De verdad preocupa la reiterada ignorancia de quienes manejan el Congreso de Hidalgo; podemos afirmar que al equipo de Ricardo Baptista González, Dios los cría y ellos se juntan, pero no para desempeñar de manera adecuada su función parlamentaria, sino para reproducir a diario dislates legales y hasta ortográficos.

La tozudez del líder de Morena en el Congreso de querer entenderse de manera directa con el gobernador, “su par” como él lo llama y no seguir los canales legales e institucionales a través del Secretario de Gobierno, va más allá del protagonismo ramplón para caer en la más absoluta ineptitud parlamentaria.

Baptista no solo desconoce la ley y no se preocupa al menos por leerla para enterarse de qué se trata su encargo. Y sin duda que la razón le asiste a Omar Fayad cuando señala que el diputado local habla a nombre de los intereses del Grupo Universidad y no del Congreso Local.

Irresponsable que el legislador insista en subirse  a un ring del que siempre baja noqueado por la lógica y la ley. Recordemos al morenista qué dice el reglamento del Congreso Local sobre su encomienda:

Artículo 53: La Directiva del Congreso, es el Órgano de Dirección de los Trabajos del Pleno o de la Diputación Permanente; en su caso; representante del Congreso en los asuntos de carácter legal, político y protocolario, intérprete de las disposiciones parlamentarias y garante de la inviolabilidad del  Recinto Legislativo.

Artículo 62.- El Presidente de la Directiva, es el Presidente del Congreso.

En el ejercicio de sus atribuciones debe velar por el equilibrio entre las libertades de los Legisladores y de los Grupos Legislativos, por la eficacia en el cumplimiento de las funciones constitucionales del Congreso así como hacer prevalecer el interés general del Poder Legislativo por encima de los intereses particulares o de grupo.

Ya de paso, recordemos al líder parlamentario que al asumir la diputación juro respetar la Constitución y las leyes que de ella emanan. Y si no se siente capaz de velar por los intereses de los hidalguenses, sería más pertinente y honroso que renuncie a proseguir con sus reiteradas boberías y ocurrencias.

Pero en los estelares de la incapacidad del Congreso Local también refulge el nombre del titular del área de Comunicación Social, Martín Ortíz Contreras, a quien no está de más recomendar un curso de redacción en alguna escuela nocturna. Mire usted, amable lector, como tituló su boletín 469:

EXIJE RESPETO PRESIDENTE DE LA JUNTA DE GOBIERNO DEL CONGRESO A GOBERNADOR ESTATAL

La Real Academia establece que la palabra EXIGE es con “G” no con J, pero además se hace evidente que el cargo de gobernador implica al Poder Ejecutivo de un estado, por lo que eso de GOBERNADOR ESTATAL, es una vergonzosa redundancia.

Pero al tratar de enmendar su craso error, el Jefe de Prensa terminó por exhibir su falta absoluta de conocimientos ortográficos cuando pidió “una franca disculpa por el error ortográfico involuntario”. Y añadió: “Sin menos cabo del contenido del mismo documento…”

Nos preguntamos qué quiso decir Ortíz Contreras con eso de “menos cabo”, suponemos que se refería al término menoscabo. Pero bueno, reiteremos que Dios los cría y ellos se juntan.

GOBERNADOR DICE NO A TRANSPORTISTAS PIRATAS

Acertada la posición asumida por el gobernador Omar Fayad al salir en defensa de los transportistas locales ante la intromisión en sus rutas de algunos transportistas piratas del vecino estado de Veracruz.

La defensa de los intereses de este sector hidalguense muestra el compromiso del mandatario para hacer valer la ley proponiendo a las autoridades veracruzanas establecer mesas de diálogo para buscar una solución adecuada a un conflicto originado sin duda por la ambición y falta de respeto de los transportistas veracruzanos a la soberanía del estado. Y para ello, el trabajo de José Luis Guevara, secretario Movilidad y Transporte, se ha convertido en columna vertebral en el combate al transporte pirata en Hidalgo.