Inicio Columnas RECUPERAMOS EL RUMBO

RECUPERAMOS EL RUMBO

117
0

Por: Martha Elba Torres Martínez

Abusar de la demagogia y politiquetear toda acción de gobierno ya resulta contraproducente. Lo vemos con la “porquería histórica” lopezobradorista sobre la “porquería histórica” peñista del caso Ayotzinapa: a ocho años, lo único cierto e irrefutable, es que los 43 jovencitos están bien muertos y sus cuerpos -descuartizados, quemados y disueltos en ácido- serán irrecuperables. La misma suerte que corren miles y miles de desaparecidos por esos “seres humanos” que tanto defiende el Presidente de la cuarta transformación.

Esto debe tenerlo en cuenta el gobernador Alfredo Ramírez Bedolla, al excederse en el uso de este recurso populista, en su “informe” de gobierno ante el Congreso local, para ocultar los magros resultados en su primer año de ejercicio. Como se siente AMLO en versión purhépecha, de todo le echó la culpa al de atrás. Pero lo bueno, es que ya “recuperamos el rumbo”.

Ahí ya comenzó mal. Porque ¿a cuál rumbo se refiere como “recuperado”?; ¿al rumbo de Lázaro Cárdenas Batel con la “Familia Michoacana”?; de Leonel Godoy y Fausto Vallejo con los “Templarios”? Del 2015 al 2018 -primer tercio de Aureoles- de relativa paz, y hasta que salió López Obrador con la tiznadera de que a los malosos hay que darle abrazos y ahora por lo menos, 12 grupos criminales se disputan el control en del estado.

He cubierto informes de gobernadores ante el Congreso de Michoacán, desde Cuauhtémoc Cárdenas y Luis Martínez Villicaña, en una ocasión, y consecutivos desde Genovevo Figueroa Zamudio que asumió el 3 de diciembre de 1988 el cargo como sustituto. Todos sobrios y hasta tediosos, porque si bien es un resumen del trabajo en los diversos ramos de la administración pública, se enriquecen con datos, cifras, aunque luego en la Glosa se destacen. Y para cerrar el infaltable “mensaje político” para legitimar políticamente el ejercicio y perfilar lo que viene en los contextos del momento.

Tal vez por eso, las caras de aburridos de los ex gobernadores Víctor Tinoco, Genovevo Figueroa, Fausto Figueroa y hasta de Leonel Godoy. El ingeniero Cárdenas estuvo esos días en Morelia con motivo de la Feria Internacional del Libro, pero no asistió.

La tradición también es invitar al Presidente de la República, que siempre manda representante para “vestir” el “Día del Gobernador”. Se convoca a un montón de funcionarios federales, gobernadores colindantes. Bueno, todo el mundillo político se hace presente en informes, invitados o no. La protesta es hasta natural, y entre más cercos policiacos -ahora también militar- mayor la resistencia.

Este sábado, el primer informe de Bedolla, extrañamente, no tuvo representante presidencial. Y nada más pueden ser dos cosas: una, que no invitó al Presidente -que no lo creo-, o que el Presidente no le quiso enviar ni siquiera un representante, lo que es peor, porque confirma que López Obrador trae algo grueso contra el gobernador morenista y reitero, va para el año que su guía moral y político no viene al estado.

El único funcionario federal que se paró fue Pedro Zenteno, director general del ISSSTE. Probablemente para explicarle que Hacienda comenzará a cobrarse  a lo chino de las participaciones federales, los adeudos al Instituto para su rescate.

En octubre de 2018 y dentro de su gira de agradecimiento por el triunfo electoral, AMLO vino a Michoacán y se reunió con Silvano; regresó en enero de 2019, dos veces en 2020 y otra vez en enero de 2021, y aun de fingidas, siempre le dio su lugar. Aureoles no conseguía mucho, pero la lucha le hacía.

Una semana después (9 de octubre de 2021) que asumió Bedolla la gubernatura, vino el Presidente con todo su gabinetazo con el “Plan de Ayuda a Michoacán”. Otra vez prometió la federalización de la nómina magisterial; el traslado del IMSS a Morelia este año y que Michoacán recobraría la paz con los programas sociales.

Todos estos incumplimientos con afirmaciones falsas y verdades a medias en el primer informe, fue lo que provocó el contrainforme por parte del PRD, el lunes 26. El único senador, diputados federales y locales, autoridades municipales y liderazgos partidistas, lo tupieron a lo lindo.

El dirigente perredista, Octavio Ocampo Córdova, protestó porque fue un informe de mentiras, dijo. “No se ha hecho nada contra la inseguridad, galopa la corrupción, falta transparencia, los conflictos con el magisterio siguen y los municipios abandonados; no se puede gobernar culpando al pasado, tiene que responder por el presente”. La cantaleta son los helicópteros que ahora ya están “al servicio del pueblo” pero nunca dice cuántos son ni dónde están.

La diputada local, Julieta Gallardo Mora, reprochó ni una mención al campo, siendo una actividad prioritaria para Michoacán. “Estamos mal en educación, en salud, en atención a las mujeres, y las cifras de violencia y feminicidios aumentaron 11% con relación al 2021”.

Fue Elena Vega, síndica de Puruándiro y ex subsecretaria de Seimujer, la que ratificó que los municipios no están siendo atendidos en sus necesidades, “presume que ya visitó los 113, pero eso no es un logro, es una obligación”.

Y un dato aportado por Elena, contrasta al espectacular de Bedolla en el que presume como logro “un crédito cada 24 horas a mujeres” para abrir un negocio. Si se restan los días inhábiles, son 255. En el sexenio anterior se apoyaron a 100 mil mujeres, esto es, unas 16 mil por año, pero también se les brindaba capacitación, asesoría jurídica y psicológica, recordó la actual funcionaria municipal. Y tan efectivo resultó “Palabra de Mujer”, que el gobierno actual lo recicló con “Fuerza Mujer”, pero como se ve, su impacto es prácticamente nulo.

A la afirmación del gobernador morenista de que encontró un Michoacán saqueado, el diputado local, Víctor Manríquez, respondió que es falso: “este gobierno recibió finanzas en orden, calificación financiera positiva, obras de infraestructura muy avanzadas, incluso algunas, que ha tenido el cinismo de inaugurar por segunda ocasión como el campus de la Universidad Michoacana, en Uruapan.

Y curioso, porque el mandatario repitió que encontró una deuda de 50 mil millones de pesos; la deuda bancaria de 20 mil mdp la va a refinanciar a mayor plazo de vencimiento a través de nuevos créditos; de los restantes 30 mil mdp no dio datos.

El diputado federal, Mauricio Prieto, de plano remató a la recuperación del rumbo: el Presupuesto de Egresos de la Federación 2023 no etiquetó ni la federalización de la nómina, ni la construcción del centro administrativo del IMSS, ni 8 mil millones de pesos para carreteras, como cantó Bedolla.

En el tema de carreteras le desmienten al gobernador gestiones de inversión pública y privada por 7.5 mil mdp, pues dos obras fueron tramitadas por el gobierno anterior desde julio de 2019 y en la que participación la SCT -en tiempos de Javier Jiménez Espriú- con la empresa Red Carreteras de Occidente (RCO). A esta, la dependencia federal le amplió el periodo de la concesión de la autopista Maravatío–Zapotlanejo, a cambio de la construcción y mejoramiento de tres tramos carreteros, dos de ellos en Michoacán -el Tramo Ecuandureo–La Piedad- con una inversión de 1,530 mdp (la actual administración dice que son 2,000 mdp) y el tramo Zitácuaro–Maravatío por 3,070 millones de pesos (y no 4,000 mdp).

El más picoso, fue el diputado federal ex morenista y ya en las filas del PRD, Francisco Huacus, que admitió que se salió del informe, por “vano y vago, eso sí, lleno de aplausos y elogios. Pero sostengo que este será el sexenio de la muerte”.

“No soporté escuchar tantas mentiras en materia de seguridad y que ´retomamos el rumbo´, cuando los alcaldes están siendo amenazados por el crimen organizado; los levantan y los vuelven a llevar al cerrito -expresiones sobre la Tuta y El Chayo- y les imponen directores de seguridad pública y obras.

“Tengo testimonios de productores que son extorsionados y ya les volvieron a cobrar cuota hasta por vender una vaca, hay que pagar piso por el limón, el melón, todo lo que produce el campo. El Fortapaz es un programa plagado de corrupción, quien se encarga de las compras consolidadas hace el negocio y solo entrega a los municipios que ponen el dinero, en especie”.

Bedolla puede mentir, pero el registro histórico, no: las masacres de San José de Gracia, la de Zinapécuaro, los 11 jovencitos asesinados en Tangamandapio; en el primer trimestre de 2022, Causa en Común ya le contabilizaba al gobierno de Bedolla, 21 multihomicidios (una cada 4.2 días) -como mañosamente dice el subsecretario de Seguridad, Ricardo Mejía Berdeja, para que no se oiga tan feo-.

Y todavía el repunte del secuestro. En octubre de 2021, al dirigente transportista, José Trinidad Martínez Pasalagua, le secuestraron a su hijo José, y recientemente a Francisco Eduardo, a quien lamentablemente, asesinaron junto con dos amigos.

Esta semana, acaban de “levantar” al secretario del ayuntamiento de Ocampo, Omar Colin y a su papá. El dirigente estatal del PRI, Guillermo Valencia, reveló que el mensaje que dejaron sobre los cuerpos es que eso les pasa a las autoridades que no quieren pagar la cuota.

El senador Antonio García concluyó: “no hay un plan de seguridad para Michoacán y está cometiendo (el gobernador) los mismos errores de Palacio Nacional, no se dejan ayudar y el camino no es la militarización”.

¿Cuál rumbo, pues, recuperamos?…

***

Parece ser que rinde frutos el esfuerzo de los grupos parlamentarios en el Senado para llegar a una redacción que convenza a todos, del artículo quinto transitorio constitucional para ampliar la participación del Ejército en tareas de seguridad. El presidente de la Jucopo, el morenista Ricardo Monreal, adelantó que la minuta podría ser votada el próximo martes 4 de octubre, que vence el plazo fijado por la norma legislativa.

¿Cómo viene? Con cambios en más de una “coma”, porque a los militares ni todo el amor ni todo el dinero, sin el más mínimo control ni información de su quehacer en el titipuchal de tareas asignadas por López Obrador.

Todo lo que hace la milicia y lo que gasta, es un oscuro y tenebroso laberinto al que no tiene acceso nadie en cuanto a información. Por eso, los mecanismos de control parlamentario como son la rendición de cuentas, evaluación y supervisión de las tareas en seguridad, serán fundamentales para limar sospechosismos…

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here