Inicio Hidalgo Dos indígenas presas injustamente obtienen su libertad

Dos indígenas presas injustamente obtienen su libertad

109
0
Compartir

*Las indemnizaron con cientos de miles de pesos

C de MX, febrero 27/20/17 (agencia acento) La batalla en defensa de la población indígena en México, lejos de estar perdida gana terreno.

Fue el caso del éxito para rescatar de la ignominia a dos mujeres de Querétaro, encarceladas dizque por secuestrar a agentes judiciales armados.
El éxito se debe en parte a la Comisión para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI), que dirige la hidalguense Nuvia Mayorga

Las dos víctimas estuvieron en prisión tres años, pero ahora lograron derrotar a sus victimarios. Se le concedió la razón a la batalla legal que dieron y se les tuvo que indemnizar con cientos de miles de pesos.

Esta es otra parte de la historia que fue la disculpa pública de la PGR a Teresa González Cornelio, Jacinta Francisco Marcial y Alberta Alcántara Juan. Nada les compensará que estuvieron injustamente en la cárcel. Pero para ellas fue gran satisfacción, es que desde el momento en que salieron recibieron apoyo de la CDI y vieron su lucha consagrada.

La comisión que dirige Nuvia Mayorga les proporcionó traductores del otomí y peritajes antropológicos, además de apoyos directos en efectivo, como los que recibió Jacinta (250 mil pesos) para su papelería y Alberta (760 mil) para la ampliación de su invernadero, todo con el fin de que recuperen sus proyectos de vida.

El indigenismo, no esta solo

El indigenismo es una corriente cultural, política y antropológica concentrada en el estudio y valoración de las culturas indígenas, y el cuestionamiento de los mecanismos de discriminación y etnocentrismo en perjuicio de los pueblos originarios.

El indigenismo enfrenta la discriminación. Se puede hablar de una historia dentro del indigenismo a partir del sermón de diciembre de 1511 de Antonio de Montesinos. Desde entonces el indigenismo tomó cuerpo con el paso del tiempo y es lícito hablar de indigenismo desde la época de la administración colonial española, con modalidades diversas, aunque durante el siglo XIX en los nuevos estados independientes latinoamericanos la preocupación indigenista perdió terreno.

En 1940, tras el Primer Congreso Indigenista Interamericano, el indigenismo se convirtió en la política oficial de los estados de América, de manera que el conjunto de ideas y actividades concretas que han realizado los estados latinoamericanos en relación con las poblaciones indígenas han llevado el nombre genérico de indigenismo.

También, por otra parte, existen corrientes “anarcoindigenistas” que defienden el indigenismo fuera de la política estatal, es decir, a través del anarquismo.
El término ganó importancia en las últimas décadas del siglo XX para referirse a algunas organizaciones sociales y políticas en América Latina.