Inicio Hidalgo La “Ley Fayad”, bastión olvidado contra huachicoleros

La “Ley Fayad”, bastión olvidado contra huachicoleros

176
0
Compartir
Sus propuestas tendrían un efecto positivo en la población de todo México

En mayo de 2015, el entonces senador de la República, Omar Fayad Meneses, concedió una entrevista a Expediente Ultra donde habló de su iniciativa presentada en la Cámara Alta donde establecía duras sanciones a los concesionarios de las gasolineras que no despacharan litros enteros a los consumidores, lo mismo que los gaseras que vendían tanques a medio llenar a las amas de casa. La bautizada como “Ley Fayad”, buscaba no solo sancionar sino prevenir el robo de hidrocarburos a través de la “ordeña” a ductos, hoy conocida como huachicol.

Por el actual contexto que se vive en el país a consecuencia del combate a este flagelo, vale la pena releer lo expresado por el hoy gobernador de Hidalgo, quien planteaba una cruzada del Estado contra el crimen organizado. La pregunta es; ¿por qué los responsables de aplicar estas medidas desde las diversas dependencias nunca ejecutaron tales disposiciones legislativas?

 

 

Impulsada por el senador Omar Fayad, pondrá fin a los litros incompletos de gasolina y los cilindros de gas a medio llenar, además de combatir “la ordeña” de ductos de Pemex; en la agenda del legislador también destaca la aprobación de la Ley contra la Desaparición Forzada que era un reclamo de la sociedad en todo el país

Por Antonio Ortigoza Vázquez /@ortigoza2010

Fotos Especiales y Expediente Ultra

Indudable que las iniciativas de ley presentadas en la Cámara Alta por el senador hidalguense, Omar Fayad Meneses, tendrán una repercusión positiva no únicamente en el ámbito de los derechos humanos de millones de mexicanos, sino además en su economía familiar al imponer duras sanciones a los concesionarios de gasolineras que no despachen litros completos a sus clientes o a los gaseros que vendan a las amas de casa cilindros a medio llenar. La llamada “Ley Fayad”, que busca prevenir y sancionar los delitos cometidos en materia de hidrocarburos representará, además, un duro golpe a “las ordeñas” en los ductos de Pemex que se han convertido en uno de los principales ingresos del crimen organizado.

Sonriente y de buen talante a pesar de su agotadora agenda legislativa, el legislador charla con Expediente Ultra en uno de los salones privados del Senado de la República donde no oculta su satisfacción personal por los objetivos planteados de impulsar leyes que beneficien a la sociedad en su conjunto, una de ellas que será elevada a Ley General, en septiembre, una vez que entre en funciones la próxima LXIII Legislatura de la Cámara de Diputados, es la concerniente a ley que busca combatir la desaparición forzada de personas y que fue aprobada por unanimidad en el pleno senatorial.

Otra que brindará seguridad a las actividades económicas de ciudadanos y empresarios es la reforma que permitirá aumentar los montos de la compra-venta de inmuebles, automóviles nuevos o usados hasta por 266 mil pesos, así como obras de arte, de tal forma que únicamente existirá la obligación de dar aviso a la autoridad cuando el importe de las operaciones comerciales sea superior a los 532 mil pesos.

Durante la conversación con Expediente Ultra

Empero, es sobre el tema de la Ley contra la  Desaparición Forzada  que implicará la salvaguarda de los derechos humanos de las víctimas, que iniciamos la entrevista con Fayad Meneses, presidente de la Comisión de Seguridad Pública del Senado.

Expediente Ultra: Senador, se ha aprobado ya la ley que busca combatir las desapariciones forzadas, sabemos que usted fue parte sustancial de tan trascendente iniciativa, ¿qué nos puede comentar?

Omar Fayad Meneses: Fíjate que yo presenté dos iniciativas muy importantes ante el senado de la República… he presentado muchas, pero en esta materia he presentado dos iniciativas muy importantes

La primera de ellas, que tiene que ver con una reforma constitucional al artículo 73 fracción 21 ¿con qué objeto? Para abrir la puerta a la posibilidad que el Congreso pueda legislar en materia de desaparición forzada de personas y la gente se preguntará ¿pues no tenía facultades? Fíjate que para hacer leyes de carácter general, hay un criterio en la Constitución, en donde establece, que tiene que estar estrictamente señalado en la ley, la ley dice cuáles son los temas en que se puede hacer una ley de carácter general, que es aquella que tiene que ver con federación, los estados y los municipios, o sea, abarca a todos. A diferencia de lo que es una ley federal, que no requiere ese requisito de estar en el 73 constitucional, como una facultad del Congreso, porque este tiene todas las facultades para hacer leyes federales, pero las leyes federales obligan a la Federación, pero no a los estados y los municipios. Las leyes generales incluyen a las tres esferas en competencia.

Entonces, la ley que tiene que ver con la desaparición forzada de personas tiene, necesariamente, que ser una Ley General, porque la desaparición forzada tiene que ver con la desaparición en manos de autoridades. Entonces, habría primero que abrir la llave, por eso yo tenía una sola iniciativa, donde incluía las dos cosas, la llave constitucional y la Ley General en materia de desaparición de personas.

LA OPINIÓN DE LA SOCIEDAD CIVIL

“Sin embargo, las agrupaciones de la sociedad civil organizada, que tienen que ver con la desaparición forzada de personas, con la protección de los derechos humanos, vinieron a vernos al Senado, platicaron con un grupo de legisladores, nos trajeron algunas propuestas y decidimos, cuatro senadores, dos del PRD, una del PAN y uno del PRI, ¡hacer una iniciativa juntos! Con las ideas de la sociedad civil organizada, con las organizaciones de los derechos humanos y no irnos con la individual de cada quien; entonces Alejandro Encinas, Angélica de la Peña, Gabriela Cuevas y Omar Fayad somos los coautores de la iniciativa de reforma al artículo 73 fracción 21.

“Se decidió en el Senado darle prioridad a esa reforma; fue dictaminada junto con otras iniciativas que otros habían presentado. Una de mi grupo parlamentario, se hizo el dictamen, se revisaron otras ocho iniciativas y afortunadamente para México, y muy satisfactoriamente para Omar Fayad, senador de Hidalgo, fue aprobada, fue votada por el pleno y aprobada por unanimidad. Rarísimo que una reforma, aquí, tenga el apoyo prácticamente de todos los senadores de la República y eso me da mucho orgullo por ser autor. Y bueno, la iba a meter en lo individual, pero la separé de la ley para hacer un ejercicio con Encinas, con Angélica de la Peña Y Gaby Cuevas para que tuviera muchos consejos y no entrar en disputas, debates y discusiones porque a lo demás, todos queríamos lo mismo, todos.

“Por separado, ya está presentada aquí la ley, porque una cosa es la reforma constitucional que abre la llave para que se pueda legislar en materia de leyes generales que tengan que ver la desaparición forzada de personas y la otra es hacer la ley de desaparición, para prevenir y sancionar los delitos relacionados con la desaparición forzada de personas. Eso es toda una ley, bueno, también soy autor de una iniciativa, ahí sí, propia y que estoy seguro que, en el mes de septiembre, será aprobada con un gran

consenso. Me da mucho orgullo, como mexicano se siente una gran satisfacción saber que estas cumpliendo tu deber, porque el deber es hacer las leyes, que tengas las iniciativas y que te las apruebe el Senado”.

LEY FAYAD VS GASOLINEROS Y GASEROS ABUSIVOS

“Pero bueno, las últimas dos semanas llevo dos grandes satisfacciones, porque también la Cámara Alta votó, con una amplia mayoría, una ley de Omar Fayad, lo que aquí le dicen la “Ley Fayad” porque es la ley para prevenir y sancionar delitos en materia de hidrocarburos para castigar la ordeña de ductos de Pemex y para castigar también a los gasolineros que venden litros de 700 mililitros.

Sus iniciativas aprobadas a base de consensos

“La verdad es que el tema de los derechos humanos es muy importante, hay un antes y un después del México por el caso Iguala, después del caso de los alumnos de Ayotzinapa es una historia y ahora es otra. Hoy tenemos que dar respuesta a los mexicanos de construir todo el andamiaje jurídico que requerimos, que aprendimos de ese triste caso y que todos lamentamos; que nos solidarizamos con las familias, con los padres. Lamentamos la muerte de todos esos muchachos y que como respuesta tenemos que encontrar el andamiaje jurídico necesario, por una parte para que no vuelva a ocurrir; y por otra, para que si ocurre, existan los protocolos y existan las posibilidades de satisfacer las necesidades de las víctimas”.

EU: Esta nueva ley, ¿en qué le va a beneficiar al ciudadano común? ¿Cómo lo va a proteger?

OFM: Gracias a esa reforma vamos a poder tener una ley, que proteja al ciudadano para cuando se presente el triste caso de la desaparición de una persona. Habrá un registro nacional de personas desaparecidas, con información clara, habrá protocolos para su búsqueda y creo que representa muchas ventajas a las víctimas de este delito y esto les da una garantía. Mira, yo no creo que exista peor cosa en la vida, lo dije ayer en la tribuna, que te anuncien la desaparición de un hijo, y pero si ésta es forzada, o sea, sí sabes que lo levantó una autoridad y no aparece por ningún lado, yo creo que es lo peor que le puede ocurrir a una familia.

Vamos a ayudar, con esta ley, primero vamos a dar los elementos para que las autoridades cumplan su función en el marco de la propia ley, clarificar la tipificación del delito, darle las penas que deban de tener de forma adecuada, establecer protocolos de búsqueda, crear un registro nacional, la declaratoria de desaparición.

SE FRENARÁN ABUSOS POLICIACOS

¿Aprobada esta Ley General, implicará una depuración y capacitación de cuerpos policiacos?

OFM: Esto no tiene que ver nada con los cuerpos policiacos, ¡nada! ¡Esto es para sancionarlos! Es una ley, para que les quede claro, que no pueden levantar un ciudadano y después decir que no lo tienen.  Es para ellos, es una protección de los derechos humanos de las personas, esto no está dirigido a los policías, claro, les va a ayudar porque les dará claridad de los protocolos que tienen que seguir, los policías, cuando se presenten éste tipo de casos.

EU: ¿Confía entonces que esta ley será aprobada en el mes de septiembre?

OMF: No tengo la menor duda ¿por qué? Porque vimos la respuesta en la constitucional, porque es una demanda de la sociedad y porque con ello cumplimos grandes compromisos internacionales.

EU: Tendrán los Congresos Estatales, en un momento dado, que aprobarla también ¿prevé alguna inercia el contra?

OFM: Dónde te firmo que la van a aprobar todos…

EU: En otro tema, se frenó la reforma política del D.F., sólo cambiará su nombre a Ciudad de México y dejará de llamarse Distrito Federal ¿qué se atoró?

OFM: Ésa si no pasó. Si viste mi intervención en tribuna, pudiste ver que me opuse rotundamente y le denominé “pegote”, “bodrio” y “Frankenstein”, pero bueno, las horas me dieron la razón. Creo que fui el único priísta en subir a la tribuna a criticar durísimamente una reforma hecha muy a modo por el gobierno del D.F., muy a modo, muy al gusto de algunos senadores de aquí, que ya se sienten el nuevo poder constituyente del Distrito Federal, de lo que será la Ciudad de México.

Lo dije en tribuna y lo reitero: simpatizo con el Jefe de Gobierno del Distrito federal, y mucho. Estoy de acuerdo con sus ideas y lo he platicado con él. Estoy por la reforma política del Distrito Federal y lo voy a apoyar. ¿Quiero una nueva reforma constitución para el Distrito federal? sí; ¿quiero devolverle el pleno el pleno ejercicio de los derechos a los habitantes del Distrito federal? sí; ¿quiero que sea tratado el Distrito Federal como otras entidades federativas donde los ciudadanos tenemos nuestra propia Constitución? sí; todo eso, sí. Esas son las bondades pues es una gran reforma, es una maravillosa reforma si atiende su esencia que es eso, devolverles a los ciudadanos sus plenos derechos, darle a la ciudad de México la categoría que debe tener como identidad federativa y que tenga su propia Constitución como los otros estados, que tenga su propio congreso local, como lo tienen todos los estados de la República, todo eso, sí.

¡Ah! Pero cuando le metieron mano aquí, lo que no me parece es como lo quieren hacer

PRD Y SU REFORMA A MODO EN EL D.F

EU: ¿Cómo lo quieren hacer?

OFM: Pues muy sencillo. En vez de que el Congreso de la Unión emita la primera Constitución del Distrito Federal, que está compuesto por diputados y senadores electos democráticamente, pues no quisieron que fuera el Congreso, quieren un Congreso Constituyente, pero ¿cómo se integra su propuesta de Congreso constituyente?

EU: ¿Cómo?

OFM: ¡Plurinominalmente! Listas de partido que se votan en bloque, 60 por ciento van a hacer listas de partidos que se votan por bloque y 40 por ciento se va a dividir en 14 senadores, 14 diputados, seis designados por el jefe de gobierno y seis por el presidente de la República, qué a todo dar ¿no?

En la época que quieren democratizar todo, anuncian democracia, pero no cuando es para el PRD en el Distrito Federal; ahí que vayan pluris, son listas. No se va a elegir como se eligen a los diputados en un Congreso Constituyente, que podrían hacerlo en esta próxima elección, a ver quién se postula, creen que el Distrito Federal es sólo asunto del Distrito Federal, ¡Cuidado! Porque no falta el que te quiere decir: “pero si tú eres de Hidalgo”,  sí, pero el Distrito Federal es la capital de mi país, es donde se asientan los poderes federales y como mexicano tengo injerencia en saber cuál es el destino en la vida del Distrito Federal, así que no nos excluyan de un discusión como esta. Quieren su Constitución a modo, pues para que va a haber hidalguenses en el Distrito Federal cuando tenemos un problema metropolitano muy serio que enfrentar, ellos no quieren hidalguenses en ese Congreso Constituyente. Y además como se los contesté a los compañeros que me increparon cosas y les dije: “algunos de ustedes están aprobando por el mero egoísmo de ser constituyentes del Distrito Federal”. No se valen esos egoísmos y protagonismos.

Hicieron un pegote de reforma donde le cambian el nombre a las delegaciones federales, lo importante no es que le cambien el nombre, lo importante es las funciones, su naturaleza jurídica, y esa no cambia; entonces están maquillándole un nombre con las mismas funciones. Dicen que le han dado autonomía presupuestal, quiere decir que le van a dar derecho a saber cuánto tienen para gastar, pero a la hora de gastar sólo le van a permitir gastar lo que la federación les mande como participaciones porque lo demás lo gasta centralmente el gobierno del Distrito Federal. Este es un mamotreto, nos podemos pasar aquí horas, las mismas 14 horas que estuvimos debatiendo este asunto y te podría yo seguir contando, así como te dije las cosas buenas, una seria de incongruencias que me parece que tenía que señalar yo ese día, subí y lo dije.  Se va la minuta a la Cámara de Diputado y prácticamente con mis mismos argumentos, la frenan y dicen: “¡aguas!, esto hay que revisarlo”.

EU: ¿Se le fue el sueño del estado 32 al PRD?

OFM: No creo, porque sí estoy de acuerdo, en lo que no estoy es cómo lo hicieron, en sus formas; pero sí estoy de acuerdo en que hay que concretarlo, pero bien. Las delegaciones deben de ser municipios. A ver si quieren ser como los estados. ¿No se pronunciaron en contra de los regímenes de excepción y por qué nos vinieron, ocho días después, a plantar un régimen de excepción? ¿Por qué no hacen gobernador al señor que administra? O a ese señor lo hubieran puesto de alcalde de la ciudad de México, a ése sí. ¿Por qué a las delegaciones no las hacen municipios? ¿Por qué no les dan la autonomía total? A ver, yo entiendo que algunas cosas deben ser centralizadas. La policía, estoy de acuerdo, ¿el ejercicio del gasto?, no. Tú haz de cuenta que en los estados los gobernadores centralizan el ejercicio de todos los gastos de los municipios y los municipios sólo conozcan cuánto tienen de presupuesto y cuándo les va a llegar y se acabó.

Con un apretón de manos y una fresca sonrisa, el senador por Hidalgo concluye nuestra charla pues los asuntos a tratar en la Cámara Alta, aún requieren muchas horas de su presencia.